sábado, 6 de diciembre de 2008

ATRAPADA

El curso de la vida
de un amor sin medida...
estaba finiquitando:
el esposo agonizaba.

Hijos y nietos se angustiaban,
....................¿y ella?
Ella ni te cuento...
lamentaba.....y lamentaba.

Se conmovieron por verla a su lado,
y a él.......................todo azulado....
casi en los últimos estertores.

Es que...amores...son amores.

Se inclinó...y sus manos tomó...
queriendo escuchar sus últimas palabras.
El, haciendo esfuerzo en modularlas.........

"es que era un secreto"...

Los dejaron solos...
con exagerado respeto...

Entonces "a solas",
le pidió que se esforzara
y muy pronto recordara...

Escuchó algo así...
como amor, "esas cosas" y te quiero.
Ante lo cual exclamó...

¡esas palabras no!...

Decime pronto!...

El código del cajero!!!

7 comentarios:

magui dijo...

Jajajaja!!!!!!!

Gise dijo...

Jajaja, buenísimo... Ya me estaba poniendo pensativa, hasta que salió con el código... Bien pensado. Jajajaj!!!

bilardeta dijo...

juajuajua
bueno el remate!!! es lo que mas importa no?? jaja

Lao dijo...

Magui,Gise, bilardeta...muchas gracias.Ma alegro que les haya gustado.Este es en realidad, una complementación del anterior ("Fortuna").Un beso.

Francisco Paunero dijo...

buenisi!!


no sabia que era en rima, sabia la idea nomas!



abrazo!

Lao dijo...

gracias Francisco, me alegra que te haya gustado!!!!Abrazo incorporado

eduardopaunero dijo...

como dice el Nano en una de sus canciones "nunca es triste la verdad, lo que no tiene es remedio " . muy bueno Lao como en pocas rimas reflejaste algo que pasa muy seguido